Blogia

nomeacuerdo

Muro

Leo y pego:

A los comunistas españoles podía aplicárseles la respuesta que el general Rojo dio a un diplomático extranjero en el preludio de la toma de Madrid por parte de las tropas fascistas. “¿Por qué no se rinden ya?”, le preguntó. “Porque no nos da la gana”.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

Cada cuatro años

Iba a escribir sobre la milonga de los Juegos Olímpicos, pero he decidido callarme porque he encontrado alguien que ya ha escrito, antes que yo, y mejor que yo, lo que pensaba decir. 

Pinchen, si están interesados. 

En la foto, dos que no necesitan las Olimpiadas para ilusionarse. 

Crisis

Pues ya está. Se ha terminado. ¿A que no ha sido para tanto? Que si crisis, que si recesión, que si refundación del capitalismo. Nada, todo bulos. El FMI lo ha dicho: la crisis se ha terminado

Y ahora llegarán los rojos, comunistas, peligrosos antisistemas, y dirán:

¿Y los 3.500 despidos de Opel, también eran mentira? Claro que sí, lo hacían para animar el patio. 
¿Y los sueldos millonarios de las empresas salvadas con dinero público? Tranquilos, lo devolverán todo.
¿Y el 1% de impuestos que pagan las grandes fortunas en España, mientras la clase media sufre el aumento del IVA? Es porque luego, con lo que ganan, construyen parques infantiles con columpios de diseño.
¿Y los paraisos fiscales, donde los que más tienen guardan sus huchas con forma de cerdito? Ya está, están acabando con ellos, con una ley internacional fantástica que sólo les exige firmar acuerdos de transparencia con otros países... entre los que se permiten otros paraisos fiscales. Andorra firma con Mónaco, Mónaco con las Islas Caimán, y todos contentos. 

Hagan juego.  

En la foto, ejército de diminutos pulgones atacan un granado en una terraza madrileña, ante la posibilidad de que les suban también a ellos los impuestos. 

Golpecillo

Dichosas hemerotecas. Qué manía tienen de conservar las cosas. A ver cuándo hacen hemerotecas que se reescriban en función de las evoluciones del presente. Porque, ¿qué es el pasado sino el lugar donde demostrar que siempre hemos tenido razón?

Al poco del Golpe de Estado en Honduras (no entraremos a analizar cómo algunos medios cambiaron el término "golpe" por otros más cómodos como "situación anómala", o similares), Mario Vargas Llosa, ese hombre, publicó un artículo en ese mismo medio en el que decía que sí pero no pero sí pero la culpa es de Hugo (Chávez, claro). Un artículo bastante interesante, de construcción más que básica, que seguía la tradicional estructura de "Qué feo es esto... pero si ha ocurrido será por algo". Por ejemplo: "Franco era muy malo... pero se necesitaba un dictador". O "Matar está mal... pero el problema del GAL es que fue una chapuza". Ya me entienden. Por si lo quieren consultar, aquí lo tienen. 

Me permito extraerles un párrafo:

“Despertar a un presidente constitucionalmente elegido a punta de bayonetas y enviarlo al exilio sin darle tiempo siquiera a cambiarse el pijama, como hicieron los militares hondureños con Manuel Zelaya hace dos semanas, es un acto de barbarie política..."

Por lo visto, para el señor Vargas Llosa, lo malo del asunto es que no le dejaron quitarse el pijama, no el golpe en sí. La cosa sigue así, de manera muy previsible:

...Zelaya, quien, en violación flagrante de la Constitución que había jurado respetar, se disponía a llevar a cabo un referéndum para hacerse reelegir, una pretensión que fue condenada por la Corte Suprema y la Fiscalía de la Nación, y por la que el Congreso hondureño había iniciado un proceso para destituirlo como jefe del Estado”

Curioso. Un señor dice que quiere convocar un referéndum, es decir, preguntar a los ciudadanos, para cambiar una ley, y eso es malísimo. Tan malo que hay que sacarle de ahí como sea. El artículo de Vargas Llosa contiene más perlas, todas destinadas a justificar el golpe (ahora recuerdo que Fraga nunca habla de dictadura franquista, sino de "régimen extraordinario"). Mi pregunta es qué dirá ahora el señor Vargas Llosa, defensor de las libertades por encima de todo, al leer esto: "Micheletti ordena el cierre de los medios de comunicación afines a Zelaya". Cierre de periódicos, eliminación de la libertad de pensamiento... todo la mar de democrático. 

 

Corazonada

Yo también tengo una corazonada. O varias. Que cuando Madrid no consiga los Juegos Olímpicos, nadie devolverá el dinero que se han gastado en promocionar la tontería. Que cuando Madrid no consiga los Juegos Olímpicos, el ayuntamiento volverá a subir los precios de las piscinas públicas (que se han duplicado en menos de tres años), o los de los transportes públicos, para pagar el derroche de la tontería. Que cuando Madrid no consiga los Juegos Olímpicos habrá un grupo de gente a la que sus excel no les van a cuadrar. Y que cuando Madrid no consiga los Juegos Olímpicos, ese mismo grupo de gente habrá ingresado un buen puñado de dinero nuestro para no hacer nada. Tengo una corazonada. 

Promesa

Siguiendo el ejemplo de las aerolíneas, prometo reducir para 2050 el número de post escritos. 

También lloran

No sean crueles, señoras y señores. Los ricos también lo están pasando super mal con la crisis. Sus empresas ya no generan (tantísimo) dinero, y no saben a qué renunciar para llegar a fin de mes: si al Ferrari, a las cinco visitas mensuales a la peluquería, o al yate que usan una vez al año y que tiene nombre de prostituta rusa. Y encima hay gobiernos que quieren regular los sueldos que cobran, serán ladrones (los gobiernos, digo). 

Así que se han organizado, y han montado un sindicato, perdón, un club, en el que relacionarse entre ellos, hacerse ofertas entre ellos, y compartir trucos para evadir impuestos, perdón, para sacar más rentabilidad al fruto de sus iniciativas empresariales, que ya sabemos todos que es lo que termina haciendo rico al país entero. 

Si pinchan el enlace del párrafo anterior podrán contemplar la foto de los cuatro listillos que han montado el club, imaginamos que con la esperanza de que les dejen formar parte de él. 

En nuestra foto, dos sindica-listas del club, con sus asesores bursátiles en brazos. 

Sueldos

Una foto de Flickr

A estas alturas del partido puede resultar impertinente, y hasta de mal gusto, recordar que esta crisis que nos obliga a todos a apretarnos (más) la soga al cuello, no nació de la nada, sino de las prácticas abusivas y avariciosas de un grupo de banqueros y especuladores dispuestos a hacer lo que sea con tal de ganar dinero. ¿Se acuerdan? Aquello de las hipotecas subprime, que venía a ser como un timo de la estampita a gran escala. 

Digo esto porque hay que tener fresca información para entender en toda su dimensión noticias como esta: "La banca rechaza poner límites a los salarios de los directivos". Supongo que se referirán a límites... por abajo. 

La foto, que muestra una sala de juntas a punto de ser asaltada por los mandatarios mundiales del robo a gran escala, ha salido estrecha. Y me gusta así. Si alguien tiene alguna queja, que se haga un referendum.

Botellón borroka

Por si alguien (como yo, la mayor parte de los días) no se ha enterado, el otro día, en una población cercana a Madrid, las fiestas del pueblo terminaron en fuertes enfrentamientos con la Policía. Las imágenes (aquí vídeos y textos) no son nuevas: botellazos, hogueras, carreras, cargas policiales. Chris Marker podría hacer una película con ellas. 

Eso, en un primer vistazo. Pero es bien sabido que las imágenes mienten. Siempre, o casi siempre. Así que hay que leer la letra pequeña. Por ejemplo: Pozuelo de Alarcón es una de las ciudades con la mayor renta per cápita de la Comunidad de Madrid. Un municipio próspero, con tres universidades, multitud de colegios privados, y un índice de inmigración casi inexistente (las criadas no cuentan, porque no duermen ahí, sino en Villaverde).

Es decir: no estamos ante unos disturbios raciales, ni políticos. No son un grupo de parados hartos de malvivir, ni unos violentos (qué barata está esa palabra) tratando de imponer sus ideas a lo bruto. No. Tampoco son chavales sin trabajo, ni emigrantes de tercera generación sin perspectivas de futuro. No, amigos, no. Son pijos. Niños bien, hijos de marqueses, políticos y empresarios, borrachos, en una noche de fiesta, subiendo un grado más en la escala de su diversión. 

"Fue la mejor noche del año", diría al acabar los disturbios uno de los detenidos, mientras se recomponía el cocodrilo del polo y sonreía a otro que le grababa con su móvil de nueva generación. 

No entraremos a los análisis baratos sobre qué es lo que lleva a unos niños con todas las comodidades a repetir los iconos de las luchas callejeras, a vaciar de sentido (si todavía lo tiene) la revuelta social. No. Nos limitaremos a señalar, para terminar, que el juez, en duro y ejemplar castigo, les ha impuesto la tremebunda pena de "no ir de fiesta durante tres meses". ¿Y les han quitado la PSP, también?

Lo siento, en esta ocasión no hay comentario sobre la foto. 

Rumbo

Parece que ustedes, lectores, abonados, suscriptores y accionistas de nomeacuerdo, están ciertamente disgustados con el nuevo rumbo editorial tomado por el anteriormente blog dedicado a la desmemoria, la memoria y otras pérdidas. Visto el escaso número de comentarios de las últimas entradas, el Politburó de nomeacuerdo ha entendido el mensaje:

"Menuda mierda de blog". 

Y nos alegra saberlo. Si no les gusta, no pasa nada, aquí tienen internet, un lugar donde, además de porno, podrán encontrar blogs de su agrado. Mientras, aquí, seguiremos con nuestra militancia anarco-dadaísta encaminada a derribar a las fuerzas del orden público y privado. 

 

Que no se diga

Que no se diga que somos rencorosos. Leo: "El fisco devuelve a Bernard Madoff 9.500 euros". Que no se diga. Que no se diga, por ejemplo, que los señores que auparon a Madoff, que le convirtieron en el emblema del enriquecimiento ilimitado y la voracidad capitalista, están todavía en la calle, con los bolsillos llenos. Que no se diga que Madoff ha sido el cabeza de turco de una operación de limpieza (también llamada crisis por los más alarmistas) que ha servido para que las empresas se libren del lastre de trabajadores molestos, depuren sus consejos de administración y engorden sus cuentas a costa del dinero público. Que no se diga que de aquellas promesas de "reformar el capitalimos" hemos pasado, en apenas meses, y con un verano caluroso de por medio, a estos "pues tampoco era para tanto, ya vamos saliendo de esta". Que no se diga.  

En la foto, obrero marroquí contempla la curva alcista de sus acciones en fondo de inversión asiáticos. 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

Qué risa

Seguimos con las lecciones de economía-ficción: primero fue la liberalización de la Televisión. Después de la Telefonía. Después la de la Sanidad (sí, no se engañen), y ahora viene la de las Gasolineras. Leo:

"Competencia pide ampliar el parque de gasolineras y facilitar la entrada de más empresas"

No sé si alguien se cree todavía el cuento de que liberalización es sinónimo de más calidad a menos precio, pero esa es la burra que nos venden siempre: "Liberalizamos la telefonía, para ofrecer más competencia, más calidad y mejores precios al consumidor (ríanse aquí)". ¿Alguien ha visto bajar los precios a las empresas de telefonía móvil alguna vez (sí, hay un caso, pero fue después de una subida progresiva de más del 50% que olvidaron contar en su publicidad), ¿podemos afirmar que el servicio es mejor ahora que hace cinco años? (si alguien responde que sí, que pruebe a darse de baja de una telefónica). Nadie se acuerda, por ejemplo, de decir que gracias a la liberalización del sector, tenemos las tarifas más caras de Europa en telefonía e internet, además de los peores servicios y menor ancho de conexión, por ejemplo. Nadie dice que la tele es un asco, sea de pago, digital o por tarjeta cerebral, y tampoco nadie cuenta que, por ejemplo en Madrid, pueden mandarte a un hospital a 35 kilómetros de tu casa, teniendo otros más cercanos, para que la presidenta pueda así cumplir con su promesa de acabar con las listas de espera. 

Rían, rían. En la imagen, tres mujeres miran cómo baja el precio de la gasolina en función de los altibajos del río Duratón. 

OVNI

"Fui abducida por extraterrestres", afirma la mujer del nuevo presidente de Japón. Por fin alguien de la clase política que aporta cordura al asunto. Desde aquí me ofrezco voluntario para ayudar a los extraterrestres a elaborar una lista de políticos fácilmente abducibles. Gratis, además. Es que soy así de desprendido. 

 

Peleas de enamorados

Vamos a ver si lo entendemos entre todos: Zapatero, o uno de su equipo, dice que están pensando en subir los impuestos a quienes más ganan. Nadie dice, claro, que previamente, se los habían bajado (este u otro gobierno, lo mismo da). Y ahí está la clave del asunto: el 75% de los empresarios españoles paga a Hacienda como si fuera un mileurista (incrédulos, que pinchen en el link, no les llevará a ningún nido de rojos sedientos de sangre). 

Luego dicen que lo que habían dicho no era lo que querían decir, sino que alguien dijo algo que ellos no habían dicho. Y se quedan tan anchos. 

El misterio de las SICAV, un mecanismo por el cual los empresarios sólo pagan el 1% de lo que ganan, mientras que usted y yo pagamos, por lo menos, el 15%, sigue sin resolverse. 

En la foto, Gobierno y Empresarios en una pelea de enamorados. 

Diálogo social

Lo he pensado mucho (bueno, tampoco tanto), y he decidido que el "contrato del siglo XXI" que propone la patronal (bonito nombre para algo más viejo que la tos) me parece una muy buena idea. Abaratemos el despido, y con la experiencia acumulada y la carrerilla que ya llevamos, podemos incluso despedir al rey. Y nos saldría barato. Viva la patronal. 

En la foto, patronal y sindicatos proceden a un acercamiento de posturas. 

Récord

Por lo visto, Pedro Ruiz-artista ha batido el récord de la entrevista más larga en televisión, y ha entrado en el Libro Guiness tras aguantar doce horas de preguntas en directo.

Lo digo por si no lo sabían.

 

(dejen aquí un silencio incómodo frente a sus computadoras)

 

Y sí, yo también estoy pensando lo mismo que ustedes. A saber:

- ¿En serio está vivo Pedro Ruiz?
- Asumiendo que no es un ciborg... ¿quién tiene interés en preguntarle algo a Pedro Ruiz?
- Y sobre todo: ¿alguien habrá sido capaz de aguantarle doce horas seguidas? Porque si alguien lo ha logrado, el récord debería ser suyo.

De regalo, una periodista japonesa, vista de perfil, mientras se prepara para grabar su intervención desde la sala de prensa del Festival de Cannes. 

 

Publicidad

He decidido dar un giro radical a mi política anarco-judeo-masónica, y he empezado a invertir en publicidad. Como los bancos, que los pobres no hacen sino apretarse el cinturón (y si ellos se aprietan el cinturón, a nosotros nos quitan el aire), he decidido que la crisis no es una crisis, sino una oportunidad, así que aprovechando los beneficios de la economía marxista-liberal en la que nos encontramos (sí, esa en la que se privatizan los beneficios pero se socializan las pérdidas... de algunos), he iniciado una agresiva campaña de medios que hará temblar al Banco Santander cuando publique la cuenta de resultados del blog. 

Así empieza (gracias, Ander): 

 

 

Pobrecitos

Una de las frases que más escucho desde que se desató la crisis que podía haber acabado con el capitalismo (y que terminará fortaleciéndolo... para los de siempre) es "Esto no es una crisis, es una oportunidad". Y sí, eso mismo han debido pensar estos señores, a juzgar por lo bien que les van las cosas. Y sí, ya sé, los ortodoxos neoliberales me dirán que es necesario que los bancos funcionen para que el sistema funcione, que si ellos ganan, todos ganamos, que si a ellos les va bien, a nosotros también. Y el caso es que me cuesta creerlo, y no sé por qué. ¿Qué tal si reparten algo? Digo, por cambiar. 

PD: En la foto, directivo de un banco apesadumbrado por los afectados por la crisis mientras piensa si necesitará más bolsas para guardar todo el dinero que ha roba... esto, ingresado de manera legítima y legal, siempre en beneficio de los demás. La foto es mía.  

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

Crisis

Como soy un poco tonto, me ha costado entender la envergadura de la crisis mundial que parece que estamos viviendo. Me ha costado entender la profundidad del problema, la difícil situación que estamos atravesando. Me ha costado entender que los bancos no den créditos y necesiten dinero público para sostener su mafia, digo, negocio. Me ha costado entender que los dirigentes mundiales se reúnan para desayunar e inyectar dinero de todos en negocios de algunos. Me ha costado entender que las empresas tarden en pagarme seis meses, en lugar de tres. Me ha costado entender que haya empresas que no paguen. Me ha costado entender que haya empresas que paguen menos por lo que ayer pagaban más. Me ha costado entender que en dos meses me haya quedado sin varios de mis trabajos habituales. 

Hasta hoy.

Leo en El País (medio de comunicación poco sospechoso de buscar la instauración de la dictadura del proletariado): "El banco Banesto obtuvo un beneficio neto atribuido de 210,85 millones de euros en el primer trimestre de 2009, lo que representa una caída del 3,1% en comparación con los 217,62 millones ganados un año antes". 

Acabáramos.

 

La belleza del MIDI

Me gustan los vídeos que graban las cámaras de los teléfonos móviles. Me gustan los píxels, los saltos, los desenfoques. 

Y me gustan las versiones MIDI de canciones célebres, con ese sonido de tecnología prehistórica que me hace pensar en el momento en que un ordenador tome las riendas de este blog y escriba textos-MIDI. Os dejo con una canción. Luego más. 

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres