Blogia
nomeacuerdo

Apriete

Apriete Me acuerdo cuando pusieron en mi ciudad esos botones en los semáforos que había que pulsar para poder cruzar la calle. En mi ingenuidad, los pulsaba de manera compulsiva, confiando en sembrar el caos circulatorio con un pequeño movimiento de dedo. Años más tarde me dí cuenta de que ningún ayuntamiento dejaría que sus ciudadanos participasen tan fácilmente en la organización del tráfico. Al fin y al cabo, si hay ingenieros, con cinco años de carrera, que trabajan programando los semáforos para que los coches no se estampen entre ellos, ¿cómo van a dejar que idiotas como tú y yo decidamos cuándo queremos cruzar?

Eso sí, yo sigo apretando de manera compulsiva, por si acaso.





Contestador

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

3 comentarios

Pistacho Veloz -

Pues yo también lo hacía. Pero cuando he tenido prisa me ponía muy nervioso apretarlos, de modo que me he quitado de ese vicio.

Nacho -

En Huesca también tenemos un semáforo con pulsador "efecto placebo"

Cualquier día recibirá un puntapié. Es cuestión de tiempo

Dogbert Jr. -

... lo que lleva a uno a preguntarse por qué están, si no sirven para un joraca. En Uruguay también tenemos otras cuestiones existenciales, tales como la carnicería "El novillo alegre" (¿qué vaca puede estar contenta de que la deguellen y destripen?). Eso, y el Cerro Chato.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres