Blogia
nomeacuerdo

Yo tampoco

Yo tampoco Mejor: recuerdo la fórmula, y recuerdo el momento de lucidez en que conseguí entender qué es lo que quería decir. Pero se me olvidó.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

9 comentarios

Ander -

Desde que visito el blog de Gonzalo, yo escucho una cinta de Luis Cobos en un walkman autoreverse, patrás palante, patrás palante.

nomeacuerdo -

Ricardo, has caído en mis redes. Pronto olvidarás quién eres, te vestirás de mujer y no podrás dejar de visitar mi blog. Les pasa a todos. Bienvenido.

Ricardo Zapata -

Hola Gonzalo. He caído por aquí y a hora parece ser que el ordenador no se acuerda de cómo se cierra la ventana del explorer que contiene tu blog. Es algo previsto por nomeacuerdo o sólo se le olvida a mi ordenador (y nos es broma).

Ander -

Cuentan que Einstein explicó a alguien, con paciencia y mucho tiempo, la teoría de marras. Al salir, le preguntaron a ese alguien si le había quedado claro algo. "Sí, que él la entiende".

Qué sería del antiguo Muy (nada que ver con el de ahora) sin las portadas de Einstein sacando la lengua, Einstein en un ascensor, Einstein y los relojes derretidos de Dalí...



sub -

f=e+l/i*z

Eresfea -

Peter, sí, haylas. No en sí mismas, pero daban una cosa... Había una fórmula que te permitía saber cuántas veces había que respirar para albergar en tus pulmones uno de los átomos de argón que soltó Julio César en las bocanadas de aliento de su agonía. Era la misma asignatura que comprendía la teoría de la relatividad. Y yo fui feliz con eso. Y suspendí, claro.

Peter -

¿Por qué dichosa? ¿Hay fórmula feliz?

Eresfea -

Cierto, tan cierto como que no hay contacto físico (atómico) cuando te meten un buen capón...
Me costó una asignatura comprender la dichosa fórmula, y ya nomeacuerdo de desarrollarla. Uf.

Dogbert Jr. -

Meacuerdo que un amigo me explicó una fórmula (no se si justo es esta de la que hablás) cuando estábamos en segundo de escuela. Recitaba casi de memoria toda la explicación, y su padre lo corregía cuando trastabillaba. Lo único que recuerdo con claridad era algo así como "si pudieras cortar los átomos con una cuchilla, todo explotaría..." o algo así.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres